Cuando hablamos de dientes sensibles podemos hablar en realidad de muchas cosas, la sensibilidad dental puede ser leve, como una punzada al tomar algo muy frio o llegar a producir incluir molestias prolongadas tras la comida, como señal de un problema dental más grave. En este post hablamos sobre la sensibilidad dental, sus causas y tratamiento.

Sensibilidad dental: causas

La sensibilidad dental puede aparecer en cualquier momento, aunque por norma general afecta más a personas que tienen entre 20 y 40 años, en especial a mujeres.

Para entender la aparición de los dientes sensibles hay que saber que la parte del diente que podemos ver tiene una capa de esmalte que protege a la dentina que está debajo. Si el esmalte de desgasta y la dentina queda expuesta, el diente se vuelve más sensible, ya que bajo la dentina está el conjunto de vasos y nervios.

Existen varias causas de sensibilidad dental, incluyendo:

Cepillado demasiado agresivo: frotar el cepillo con demasiada fuerza contra los diente puede hacer que el esmalte se desgaste, en especial en la zona donde el diente se une a la encía.

Erosión dental por la dieta: algunos alimentos de la dieta atacan al esmalte. Son sobre todo los alimentos y bebidas ácidas.

Retracción de las encías: en ocasiones las encías pueden retraerse de forma natural, exponiendo las raíces de los dientes.

Enfermedad de las encías o enfermedad periodontal: la acumulación de la placa o el sarro puede causar también la retracción de las encías, incluso destruyendo en algunos casos el soporte óseo del diente.

Rechinar los dientes: rechinar los dientes es una manía que causa un desgaste acelerado del esmalte. Es algo que se suele hacer de manera involuntaria, sobre todo por las noches y que conocemos como bruxismo.

Rotura: la rotura de un diente, por traumatismo o por cualquier otra causa, puede dejar expuesta la dentina o incluso el nervio, provocando la aparición de la sensibilidad dental en ese punto. Esta sensibilidad es la que en ocasiones puede dar un “dolor de muelas” más clásico.

Blanqueamiento dental: los blanqueamientos dentales pueden producir sensibilidad dental durante un corto periodo de tiempo en algunos pacientes. Con nuestros nuevos métodos cada vez lo vemos menos.

Sensibilidad dental: tratamiento

En la farmacia existen multitud de pastas de dientes con fórmulas especiales para aliviar el dolor de los dientes; estas pastas permiten incluso cepillarse en las zonas más sensibles.  Si tras varias semanas empleando estas pastas no sientes ninguna mejoría, es hora de recurrir a otros métodos más profesionales.

Es posible que te apliquemos algún tratamiento con gel de flúor, para que se forme una capa protectora alrededor de la dentina (pueden hacer falta varias citas para conseguirlo).Puede que necesites otro tipo de tratamientos: periodontales, injertos de encías, incluso endodoncia si la distancia a la pulpa dentaria es muy corta…

¡¡En la clínica Calvo de Mora somos especialistas en tratar todos estos problemas!! Confía en nosotros para solucionar tus problemas de sensibilidad dental.